Etiqueta: Nº23

Cervantes y Shakespeare: 400 años del aniversario de su muerte


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Una vez más conmemoramos una de las efemérides más importantes del mundo literario: el fallecimiento de Miguel de Cervantes y Saavedra, el autor de El Quijote de la Mancha, y del dramaturgo inglés William Shakespeare cuyas obras Hamlet, Romeo y Julieta, y Otelo, entre otras, han reflejado la conducta humana universal. Muchas veces representadas y versionadas en el cine, la música y el teatro, estas tragedias constituyen un tesoro artístico. Este año les rendimos homenaje, además, porque se cumple el cuarto centenario de su muerte, sin que se olvide su obra.

Por Manuel Peña Muñoz, escritor y especialista en literatura infantil.

En Londres y Stratford upon-Avon, el pueblo natal de William Shakespeare, se han iniciado numerosos congresos, conferencias, lecturas y representaciones teatrales en el Globe Theater, junto al río Támesis, como una manera de acercar a las jóvenes generaciones a la obra del gran dramaturgo. Al ver las obras montadas como en su época, en un auténtico teatro isabelino, los lectores se sienten motivados para leer la obra de Shakespeare y reflexionar sobre sus grandes temas, presentes también en la sociedad contemporánea: el amor, los celos, la muerte, la identidad, el poder, la libertad y la justicia.
Por su parte, en España también se suceden los festejos destinados a realzar la figura de Cervantes, el gran referente de la cultura hispánica. Una de las representaciones teatrales y musicales más ricas es el espectáculo Cervantina, basado en fragmentos de El celoso extremeño, El licenciado Vidriera, El retablo de las maravillas y, desde luego, El Quijote de la Mancha.
Entre tanto, en Madrid, se presentó en la Real Academia Española un libro que contiene reproducciones de manuscritos cervantinos. Estos autógrafos inéditos que estaban en el Archivo de Simancas desde el siglo XIX constituyen un valioso documento que nos acerca a este “príncipe de los ingenios”, capaz de crear libros de poesías, comedias, entremeses, cuentos, novelas pastoriles y la primera novela española moderna que se inicia con estas palabras: “En un lugar de la Mancha, de cuyo nombre no quiero acordarme…”
Este Don Quijote está considerado una de las obras más importantes de la literatura universal así como el libro más editado y traducido a todas las lenguas después de la Biblia. Unión poética entre fantasía y realidad, entre idealismo y sentido común, esta obra maestra de la literatura española sigue inspirando (por diferentes vías y canales) a las nuevas generaciones por sus temas, estilo y contenidos.
En la actualidad, se siguen realizando versiones y adaptaciones al cómic, teatro, radio, televisión y cine. También sus personajes y ambientes son fuente de inspiración para los ilustradores desde los primeros que llevaron al Quijote y Sancho al grabado en madera hasta los contemporáneos, desde Salvador Dalí que los ilustró en un mundo de fantasía onírica hasta los más vanguardistas que emplean collage, fotografía, grabado calcográfico, litografía y estampación digital. El Quijote siempre se inventa y reinventa a sí mismo.

Libros, rosas y enamorados
Miguel de Cervantes murió un 23 de abril por consiguiente se escogió este día para celebrar mundialmente el Día del Libro, ya que coincide con la fecha de la muerte de Shakespeare y del escritor Inca Garcilaso de la Vega. Inicialmente esta celebración arraigó en España desde 1930, especialmente en Barcelona, donde la festividad coincide con el Día de Sant Jordi, su santo patrono, por lo cual, la ciudad vive un clima festivo en medio de la primavera catalana. La Rambla de Las Flores se llena de puestos de libros y rosas. Así, en la ciudad de tradición editorial por excelencia, es común que los catalanes se intercambien un libro y una rosa en homenaje al santo, el amor y la cultura literaria.

Premio Cervantes
Este mismo día se entrega el Premio Cervantes, en la Universidad de Alcalá de Henares, en la Comunidad Autónoma de Madrid, ciudad de nacimiento del autor de El Quijote. El premio destaca a un autor español o latinoamericano en forma alternada. Su primera edición data del año 1976. Desde entonces, cada 23 de abril, el rey de España entrega este premio que equivale al Nobel de las letras hispánicas. Diversos autores lo han obtenido, entre ellos Jorge Guillén, Alejo Carpentier, Jorge Luis Borges, Carlos Fuentes, María Zambrano y Jorge Edwards. En los últimos años han sido Elena Poniatowska (México/2013), Juan Goytisolo (España/2014) y Fernando del Paso (México/2015).

cervantes

Cervantes

Nacido en Alcalá de Henares, España, el 29 de septiembre de 1547, fue nombrado Miguel siguiendo con la tradición española de recibir el nombre del santoral del día del nacimiento. Hijo de Rodrigo y Leonor, de la que poco se sabe, fue soldado, novelista, poeta y dramaturgo. Formó parte de la Armada Cristiana, por la que combatió en la batalla de Lepanto, donde quedó malherido de la mano izquierda, seccionándosele un nervio; de ahí el apodo de Manco de Lepanto. Fue capturado y llevado a Argel, donde estuvo prisionero cinco años. Ahí empezó a escribir. Pero no es hasta 1597, cuando, de vuelta a la cárcel, engendra su Quijote de la Mancha. No obstante, sólo en 1605 se publica la primera edición. Ello marcó el comienzo de la novela moderna.

shakespeare

Shakespeare

Originario de Stratford-upon-Avon, Birmingham, Inglaterra (1564-1616), es considerado el más grande escritor de la literatura inglesa de todos los tiempos. La fecha de nacimiento no se conoce porque, en esos tiempos, solo se registraba la fecha bautismal, que solía ser dentro de la semana siguiente al nacimiento. Se tiene documentación de que lo bautizaron el 26 de abril, por lo que se suele otorgar el día 23, tal vez para hacer analogía con la fecha de su muerte, según el calendario gregoriano (en realidad, 3 de mayo en nuestro calendario). A los 22 años se trasladó a Londres, donde se hizo conocido como actor y dramaturgo. Simultáneamente, realizaba además, otros oficios, pues, pese a la fama, no llevaba una vida ostentosa, sino todo lo contrario, bastante humilde.

Ilustración de María Paz Muñoz

Publicado en RHUV Nº23

Vicente Reinamontes: “La ilustración y la gráfica chilena abren nuevas maneras de ver la historia”


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Su verdadero nombre es Vicente Reyes Montealegre y es diseñador de narrativas visuales y proyectos creativos. Codirige la editorial Pupa Press y piensa en el diseño como una herramienta para promover el desarrollo individual, social y cultural. Sus ilustraciones de Al sur de la Alameda han dado la vuelta al mundo con una grandísima acogida y un también gran abanico de reconocimientos nacionales e internacionales para la obra escrita por Lola Larra. Ahora ilustra la portada de este número de nuestra revista, transmitiendo en lenguaje gráfico un viaje por los diferentes formatos de la lectura con los que contamos hoy en día.

Por Claudio Aguilera

Boceto4
Ilustraciones de Vicente Reinamontes

Imagina el aterrizaje de un ovni en el jardín de tu casa. Ahora cambia el platillo volador por un libro y la improvisada pista por una librería. Más o menos así se sintió la llegada de Al sur de la Alameda, la novela escrita por Lola Larra, ilustrada por Vicente Reinamontes y publicada por Ekaré Sur, en 2014.
Nos detenemos en su portada. Y en el ilustrador. La primera, de alto contraste, con una buena dosis de pop y otro tanto de experimentación. Su cuidado diseño e impresión, que en la primera edición incluía un troquelado y otros detalles que hicieron brillar los ojos de los cazadores de libros bellos. El segundo, tenía que reflejar una historia cautivadora ambientada en el Chile reciente que funcionaba como testimonio de una época, relato de iniciación y crónica de un movimiento social, dirigida a un público juvenil pero imposible de etiquetar. Imágenes de un estilo y una oscuridad poco habitual en las estanterías nacionales, y bastante diferentes a todo lo que habíamos visto en la editorial que lo publicaba, que iban y venían con total libertad entre la ilustración y la historieta, dando como resultado un mestizaje difícil de clasificar.
Todo hacía de este libro un objeto singular, refrescante y lleno de sutiles complejidades. Por eso, su presencia en el planeta LIJ (literatura infantil y juvenil), poco acostumbrado a los sobresaltos, no pasó indiferente. En Chile y el mundo comenzó a hablarse de una obra que recogía hechos locales con un lenguaje universal; que no necesitaba de magos, vampiros, hombres lobo ni universos de fantasía post apocalíptica para atraer a los jóvenes lectores. Y los premios y reconocimientos no tardaron en llegar, incluidos todos, absolutamente todos, los galardones destinados a distinguir al libro ilustrado y a la literatura infantil y juvenil chilena.

Escena 12 - Ilustración 6

“Llegué a preguntarme si era normal que un libro recibiera tantos premios”, reconoce Reinamontes al momento de evaluar este intenso período. “Entré al proyecto con una ingenuidad tremenda. Me gustaba la propuesta, estaba muy alineada con lo que quería hacer, y me concentré en que el libro quedara bien. Nunca proyecté el impacto o recepción que iba a tener. Por eso, todo ha sido una enorme sorpresa”.

A pesar del sorpresivo, y sorprendente, resultado, el ilustrador Vicente Reinamontes parecía estar destinado a integrar el equipo de Al sur de la Alameda.
Él había vivido esos meses fervorosos, con sus alegrías y contradicciones. “Cuando leí el texto, me sentí muy identificado con el protagonista, porque yo iba a un colegio privado donde nadie tenía idea de lo que estaba pasando. Así que, con algunos compañeros, nos organizamos e hicimos fanzines y afiches, y tratamos de generar debate para hablar del tema. Pero sobre todo fue una época importante a nivel personal, porque ya estaba totalmente fuera del clóset y estaba dando microluchas en varios frentes. Entonces esa revolución interna tenía una relación con lo que estaba pasando afuera, algo que también le sucede a los personajes del libro”.

TIANANMEN3

Tras aquellas primeras incursiones en el mundo de la autopublicación, durante sus estudios de diseño siguió uniendo activismo y gráfica y abriendo un campo de trabajo que aún explora a través de su editorial Pupa Press. “Cuando me contactaron de Ekaré Sur estaba terminando mi proyecto de título, que realicé con organizaciones vinculadas a la diversidad sexual. Me interesaba usar el fanzine, la ilustración y el diseño como herramienta de expresión, pero jamás pensé que podría hacer un libro en esa línea”, comenta.

-Siempre la ilustración y la gráfica han estado vinculadas a los movimientos sociales. ¿Crees que libros como Al sur de la Alameda, Los años de Allende y Lota 1960 están retomando ese antiguo rol?

-Sí, me gusta lo que está pasando con la ilustración y la narración gráfica porque están abriendo nuevos imaginarios y nuevas maneras de visualizar la historia de nuestro país. Y eso es porque permite desarrollar una sensibilidad especial para aproximarse a los temas sociales. Además, genera un vínculo con los hechos en diversos niveles, más allá del contenido, incluyendo sensaciones, colores y maneras de leer la imagen. ¡Qué distinto va a ser para un joven enterarse del movimiento estudiantil a través de una novela ilustrada en vez de a través de un par de capítulos de un texto de historia!

“Me interesaban el fanzine, la ilustración y el diseño como formas de expresión”

-Libros como los que hemos mencionado dejan en claro que la ilustración no es solo para niños.

-Me da risa cuando se dice que la ilustración es solo para niños porque todo lo que veo en Internet y muchos de los libros que están llegando a las librerías están dirigidos a adultos. Las obras Gay gigante, de Gabriel Ebensperger, y Diario de un solo, de Catalina Bu, son dos ejemplos de estas nuevas publicaciones que se atreven a jugar y a romper con las preconcepciones en torno a la ilustración y que muestran que los adultos están dialogando y disfrutando de los libros ilustrados. Algo que también debe motivar a los ilustradores a exigirse más, correr riesgos y atreverse a hacer proyectos que los diferencien del resto.

-¿Crees que ha habido también un cambio en el mundo del libro infantil y juvenil chileno?

-Claro, un libro como Los años de Allende no podría haber salido hace 10 años, y eso que estamos hablando del 2006. Ojalá que las editoriales sigan tomando riesgos. Y se atrevan a dar el siguiente paso y a no solo mirar a nuestro país, sino abrirse al mundo, incorporar otros imaginarios, aprender a mirar el mundo desde Chile.

Persona4

Valía la pena un libro como este

A pocos meses de instalarse en Londres, el mundo está a la vuelta de la esquina para Vicente Reinamontes. Elegida en 2014 como la mejor novela juvenil por el suplemento Babelia, del diario español El País, parte del prestigioso catálogo White Ravens que realiza año tras año la International Youth Library de Alemania, Premio 2015 de la Fundación Cuatrogatos, con sede en Estados Unidos, Al sur de la Alameda es una inmejorable carta de presentación internacional.
Pero su trascendencia es una más de las sorpresas que le ha dado el libro. “Siempre pensamos que era demasiado local. Pero ha coincidido con una serie de movimientos sociales en distintas partes del mundo, lo que le ha dado contingencia. Pero sobre todo es un libro que se concentra en las experiencias humanas. No se queda en la politiquería. Es sobre los cambios personales y nadie queda indiferente a eso”.

“Ojalá que las editoriales sigan tomando riesgos, den el siguiente paso y se abran al mundo”

Fue en México donde Vicente Reinamontes dimensionó el real impacto de la publicación. Y donde también recibió el reconocimiento más importante de todos los alcanzados hasta ahora. Invitado a participar en una serie de actividades en el marco de la Feria del Libro de Guadalajara, tuvo la oportunidad de escuchar a jóvenes, profesores y estudiantes que habían leído el libro. “Una mujer joven se puso a hablar y en un momento mostró una de las ilustraciones. Comenzó a llorar. Estaban conmocionados porque la desaparición de los 43 estudiantes de Ayotzinapa sigue siendo una herida abierta para ellos y la novela los tocaba a un nivel muy profundo. Ahí entendí el propósito y sentido de hacer un libro como este”.

01_TensionesLecturaJuvenil

-¿Te preocupa que tu siguiente libro logre la misma repercusión que ‘Al sur de la Alameda’?

(Silencio) No, no tanto. Trato de ser lo más humilde y modesto que puedo con el tema de los reconocimientos. Los valoro, pero me quedo con la ingenuidad con que entré al proyecto y las satisfacciones que he obtenido hasta ahora. De lo contrario, sería un poco frustrante. Lo que sí me interesa es que el siguiente libro me enganche de la misma manera y con la misma fuerza que Al sur de la Alameda.

“Me gustó la propuesta de Al sur de la Alameda, pero nunca pensé el impacto que alcanzaría”

Para Vicente Reinamontes ese compromiso es el sello de su obra. Lo que le da coherencia sin importar si es editor, ilustrador o diseñador, si hace un fanzine intimista, una ilustración para una revista, un afiche por una causa social o un libro premiado mundialmente. Sin importar si cambia de estilo, de paleta o de país. Sin que importen los aplausos ni las medallas.

Portada2

PerfilAlta_VR

Vicente Reinamontes

Nació en Santiago, estudió diseño en la Universidad Católica, y fue pasante en el taller del renombrado artista chileno, Sebastián Errázuriz, en Nueva York.

Publicado en RHUV Nº23

¿Es mucho 7?


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

 
esmucho7-post-2


recomendados-comite

¿Es mucho 7?
Autor / Ilustrador: Antje Damm
Primeros lectores Editorial Iamiqué
Clasificación: Filosofía y Psicología.

Una invitación a pensar, conversar, buscar, reflexionar, discutir, escuchar… Todo con 34 preguntas de tan solo una frase. ¿Es mucho 7? Depende. ¿Qué es lindo? Depende. ¿Envejecer duele? Depende. Una excelente selección de imágenes, escogidas desde el bául de las fotografías y de las ilustraciones, y que hablan por sí solas. Importa el lenguaje que éstas tienen, con el que se puede leer cada doble página. Este libro álbum surgió de una madre asombrada con las preguntas de sus hijas, que quizá también alguna vez han rondado tu cabeza.
Publicado en RHUV Nº23

La cuestión de Dios


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

 
la-cuestion-de-dios-post-2


recomendados-comite

La cuestión de Dios
Autor: Óscar Brenifier / Ilustrador:Jacques Després
Primeros lectores Editorial Océano Travesía
Clasificación: Filosofía

Hablar sobre Dios como un asunto que compete a toda la humanidad, sin abordar religiones específicas ni creencias particulares es el objetivo que se propone este libro. Cada texto presenta una pregunta o reflexión que aborda lo que hemos escuchado sobre Dios, sin importar nuestra cultura ni nuestras creencias. Ideal para trabajar el diálogo y discusión de manera grupal con los niños.
Publicado en RHUV Nº23

Animales


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

 
animales-post-2


recomendados-comite

Animales
Autor / Ilustrador: Ingela P. Arrhenius
Primeros lectores Editorial Coco books
Clasificación: Ciencias Naturales/Animales

Una libro graaande, para los más pequeños. Estamos frente a un libro informativo ilustrado que evoca a los animales que más gustan a los niños. El texto es solo una palabra por página: el nombre del animal, mientras que la imagen es una ilustración de grandes dimensiones, colores vintage y estilo naif que representa a dicho animal, con una danza de diferentes tipografías que se identifican con el animal en cuestión. Un libro hermoso, para leer en grupo, en voz alta, en una alfombra donde haya lugar solo para el libro y el o los lectores.
Publicado en RHUV Nº23

álbum (es)


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707
album-post


recomendado-por-mediadores3
perfil-MPazG
Por María Paz Garafulic Litvak, socia y directora de Confín Ediciones y directora fundadora de FHUV

álbum (es)
Sophie Van der Linden
Mediadores | Ediciones Ekaré / Variopinta Ediciones / Banco del Libro

¡Por fin! Una sorpresa, un placer… Un libro audaz, vanguardista y que manifiesta en un todo, coherencia y concordancia entre su materialidad, contenidos, mensaje y diseño.
Muchas veces, teniendo en mis manos alguno de los llamados “libros profesionales”, aquellos que se relacionan con el análisis o estudio de la lectura, libros, autores y tendencias desde una perspectiva más académica, me pregunté por qué, casi ninguno de ellos aprovechaba los recursos hoy tan vigentes en el diseño y conceptualización de libros infantiles y juveniles, y en libros de corte gráfico. Me pregunté por qué, mientras leemos sobre o acerca de maravillosos libros ilustrados o álbum no podemos nosotros, los adultos, disfrutar de sus bondades. Por qué debemos conformarnos con una tipografía lineal, por qué debemos agotar la vista y la mente con páginas atiborradas de información, por qué no se aprovecha el espacio, el blanco de la página. Encontré una respuesta…y una fuente de inspiración.
El libro álbum (es) resulta ser simplemente una joya, un hallazgo. El diseño va de la mano de los contenidos, otorgándoles profundidad. Destacan en este sentido, las primeras páginas, la presentación del concepto de libro álbum, en las que el blanco abre ventanas en que se cuelan contenidos descriptivos. Se aprovecha así, en todo el libro, el poder de la imagen, del color, de la tipografía y del “vacío”. Y a medida que se van presentando los aspectos teóricos, en forma seria, pero creativa y lúdica, la autora comparte títulos e imágenes representativos de cada tema. Así, álbum(es) además de una excelente fuente de información teórica, se convierte en una especie de guía de lectura de los mejores libros álbum, desde los orígenes del género, hasta la actualidad.

Publicado en RHUV Nº23

Confundiendo historias


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

 
confundiendo-historias-post-2


recomendados-comite

Confundiendo historias
Autor: Gianni Rodari / Ilustrador: Alessandro Sanna
Primeros lectores Editorial Kalandraca
Clasificación: Literatura

Un entretenido libro sobre cómo confundir un clásico infantil reconocible por cualquier niño que los llevará a reír, recordar e incluso corregir la historia que se va relatando a medida que avanzamos en las páginas. Muy buen recurso para utilizar en lectura en voz alta frente a grupos pequeños, lo cual permitirá que se repase, se recuerde y se construya entre todos la idea central del relato. Además, servirá para observar la relación entre abuelo y nieta, lo divertida y mágica que puede llegar a ser.
Publicado en RHUV Nº23

El mundo del libro está cambiando


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Buenas noticias para el libro infantil. Buenas, no, ¡buenísimas! Los datos nos dan la razón. La literatura infantil y juvenil está disfrutando de sus mejores tiempos. Un fenómeno que se viene dando durante los últimos 15 años, que eleva con fuerza la producción de libros para niños y jóvenes. Los invitamos a ver por dónde navega el mundo editorial hoy en día.

Por Aminie Filippi

Recientemente la Cámara del Libro nos dio un excelente dato. Según su último informe estadístico, en 2015 la producción de libros aumentó en Chile en un 9,9% con respecto al año anterior. Y lo mejor: se puede decir que este incremento se debe principalmente a la buena salud que goza la literatura infantil y juvenil, ya que esta categoría ocupa el primer lugar de la producción total. Para entendernos bien, de los 6.268 títulos editados en Chile el año pasado, 624 corresponden a libros para niños y jóvenes, nada más y nada menos que el 10% del total. Esta cifra ha ido en constante ascenso en las últimas décadas: se ha multiplicado por cuatro en 15 años, un crecimiento que hace honor al surgimiento de nuevas historias y al posicionamiento de nuevos y grandes escritores, ilustradores, además de nuevos tipos de libro, nuevas editoriales y nuevas librerías. “Un auténtico boom”, como lo define Alejandro Melo, presidente de la Cámara Chilena del Libro, quien también señala que “este panorama es muy distinto a lo que ocurría antes del cambio de milenio y confirma que estamos experimentando un proceso de transformación de la industria editorial en nuestro país, en la que conviven las grandes editoriales, librerías y distribuidores con otros agentes editores de corte independiente. Además, han surgido nuevas corporaciones que se han desvinculado de la Cámara para focalizarse en sus propias necesidades”. Se refiere, obviamente, a la Asociación de Editores de Chile y la Cooperativa de Editores de La Furia del Libro, que pese a algunas diferencias, también confluyen con la Cámara en ferias tanto nacionales como internacionales. La idea de una colaboración conjunta está dirigida a “potenciar una marca sectorial potente y en constante crecimiento”, agrega Melo, concluyendo que “ya no somos solo un sector; hoy somos una industria”.
Sergio Tanhnuz, director de publicaciones generales de la editorial SM y vicepresidente de Ibby Chile también es de la opinión que la literatura infantil está subiendo como la espuma. “Si alguien en 1990 hubiera dicho que en los medios generales se iba a hablar de LIJ (literatura infantil y juvenil), que los rankings iban a incluir LIJ, que en las vitrinas iban a destacar portadas de LIJ, lo habrían tachado de loco.”

reportaje-slide-01
Ilustración de Joanna Mora Vallejo

¿Por qué hablamos de un ‘boom’?
El directivo de SM nos explica que la LIJ en Chile se levanta en un panorama muy alentador ya que hay una tremenda diversidad editorial: editoriales clásicas, nacionales, con distinto enfoque, con distintos tipos de catálogo, con distintos tipos de lectura y, al final, con diferentes tipos de lector. “Este auge de la literatura infantil-nos dice- se puede deber a varios motivos. Uno de ellos es el debate acerca del niño, la infancia y la lectura que se plantea hoy en día, desde el punto de vista académico, en centros lectores, universidades, Ministerio de Educación (Mineduc), el Consejo Nacional de Cultura y las Artes (CNCA), la Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos (DIBAM). Por otro lado, también hay un alza en lo juvenil, algo insospechado desde la historia de la lectura. Justo en el minuto en que lo digital amenazaba con sustituir todo lo existente, ha surgido una gran diversidad editorial impresa y especializada, con buena dosis de historias atractivas para jóvenes”.

Termómetro del mundo editorial
El presidente de la Cámara del Libro nos cuenta que “la industria editorial está muy atenta a las tendencias y gustos que van adquiriendo los lectores. Por lo mismo, las editoriales y los autores han debido afinar sus sentidos y estar alertas a los intereses de la gente. Se hace imprescindible monitorear no solo las ventas de las librerías, sino también las redes sociales y todos los espacios de comentarios públicos, lo que recomiendan los booktubers, estar pendientes de las descargas de los libros electrónicos, de los capítulos que se saltan los lectores o los párrafos que marcan en sus dispositivos. Todos estos espacios son verdaderas fuentes de información para las editoriales, para producir libros que satisfagan todas las preferencias del público”.

En 2015 la producción de libros aumentó en Chile en un 9,9%. Y lo mejor: esto se debe a la buena salud de la literatura infantil y juvenil

La edición por dentro
Pero empecemos por el principio. Para editar y publicar un libro, hoy en día se hace, básicamente, a través de tres mecanismos: el clásico y más frecuente es que el autor llega a la editorial con su obra y debe esperar a que el editor lea su original. “Esto es complicado para los escritores porque los editores tienen mucho que leer y los tiempos se prolongan; la espera se hace muy larga”, señala Tanhnuz. “Pero no solo eso -continúa-, el editor ahora tiene también bastantes más funciones que antes. Hasta hace poco, solo hacía honor a su nombre, es decir, editaba los textos. Sin embargo, en la actualidad, el editor es un profesional que acompaña a la obra de inicio a fin, es decir, desde que recibe el original hasta su venta, incluyendo la revisión, la promoción, las acciones de marketing, a veces, la distribución, etc.”
La segunda opción es el concurso literario, una fórmula ideal para la captación de originales de escritores conocidos o no, principiantes o veteranos, porque se tiene el tiempo acotado, ya que hay un plazo de finalización), por lo que el editor se concentra solo en leer los originales postulantes. Con el concurso Barco de Vapor, por ejemplo, la colección que lleva su nombre ha aumentado sus títulos chilenos del 5 al 40%, en 10 años.
Por último, hay una tercera vía: la editorial es la que se encarga de buscar al autor. “En este caso, el editor va a buscar al escritor que crea que puede aportar algo en determinado ámbito, por lo que suele hacerlo con autores que le gusten o que conozca bien”, nos cuenta Tanhnuz.

Al promover el producto nacional reforzamos nuestra identidad, pero también nos sumimos en un pequeño aislamiento

Predilección por lo nuestro
En general, en la mayoría de los países, actualmente predomina la producción local. Tanhnuz ve aquí un inconveniente: “hay un hecho del que nosotros mismos estamos orgullosos y tiene su lógica, que es promover la producción nacional de cada país y por lo tanto su identidad; en Chile, es difícil, salvo contadas excepciones, encontrar un libro venezolano, boliviano, brasileño… Lo que más encontramos en Chile son libros chilenos. Lo que hace que nos aislemos un poco más y que no exista una circulación fluida de libros”. De hecho, Tanhnuz detalla que “los libros más vendidos son los nacionales; sobre todo si hablamos de la no ficción”. Nos habla del caso de SM: “de los 40 libros más vendidos de literatura infantil y juvenil, los títulos chilenos son menos de la mitad del catálogo general. No obstante, en ventas, un 80% corresponde a autoría chilena”.
Las razones para que esto sea así radican en la orientación temática, que viene dada desde las políticas públicas y las acciones de promoción de la lectura, además de las tendencias y los nuevos hábitos lectores. Por otro lado, influye la facilidad tan práctica y doméstica que supone tener un autor nacional, especialmente en un país con la situación geográfica que tiene Chile. “Así, el autor puede promover personalmente su libro, es decir, que puede desplazarse fácilmente a colegios, bibliotecas, ferias del libro…”, explica Tanhnuz.
La otra cara de la moneda es que, por este aislamiento, en Chile se encuentra un porcentaje muy bajo de toda la producción editorial elaborada en castellano, que mayoritariamente proviene de España y México, con un volumen editorial envidiable; se favorece más lo local en desmedro de lo extranjero. “En una feria del libro grande como pueden ser la de Madrid, Buenos Aires, Guadalajara (México)… muchísimos libros de los que ves ahí, no llegan a Chile y, por lo tanto, se queda una gran cantidad de producción en español de buena calidad que aquí desconocemos”, acota el director de publicaciones de SM.

Una forma de publicar un libro es por medio de la autoedición; este año se registraron 872 títulos autoeditados, la mayor cifra en los últimos 15 años

Autor y editor, todo en uno
¿Es una percepción particular nuestra o en la actualidad también existe paralelamente más autoedición en Chile? Llamamos autoedición a aquella en la que el propio autor es el editor responsable. Los recientes datos que nos proporciona la Cámara del Libro nos resuelven la duda con números: durante 2015 se registraron 872 títulos autoeditados, es decir, un 13,9% del total de libros producidos, la mayor cifra alcanzada en los últimos 15 años. Y eso que con este porcentaje solo hablamos de las publicaciones que están registradas en la Agencia Chilena del ISBN (que representa la Cámara del Libro desde 1987); hay que considerar también, aunque es un dato casi imposible de medir, a las publicaciones que no tienen este número ni registro público, que solo han sido creadas con fines personales, sin proyecciones comerciales ni de distribución.
Antes de seguir, para hablar con propiedad, distinguiremos, eso sí, entre autoedición y edición independiente. Francisco Mouat, periodista, escritor, editor y librero, entre otros oficios, nos lo explica bien: “lo primero es no confundir una editorial independiente, que tiene un catálogo cuidado, con otras entidades que operan como productoras de libros o impresoras de libros, que reciben un original de una persona que, pagando, puede recibir un libro de papel en sus manos. No estoy en contra de que si una persona quiere hacer su libro lo haga. Tampoco en contra de que haya empresas que ofrezcan el servicio. Con lo que no estoy de acuerdo es con que esto se camufle con un valor literario que, a veces, la obra no tiene”.
Hecha esta salvedad, Sergio Tanhnuz tiene otra mirada sobre la autoedición: “creo que es un fenómeno que se viene dando desde el inicio de los tiempos, desde siempre, no es nada nuevo; de hecho, muchos escritores empezaron su carrera autoeditándose, especialmente en el campo de la poesía”. Esto es comprensible habida cuenta de los costos económicos y también logísticos que supone editar un libro.

La ilustración se posiciona
Ya sabemos, entonces que la producción que más se vende, al menos en Chile, es la nacional y, que al parecer, este modelo se repite en el resto de países de América Latina. Pero vamos a fijarnos también en la calidad. Y junto con esa calidad de textos, también hablamos de la calidad de las ilustraciones. Sergio Tanhnuz resalta que “existe un gran surgimiento de ilustradores; muchos son de buen nivel, aunque no todos lo son”. Ahora bien, “todo ilustrador de buen nivel publica”, dice el representante de Ibby. Y, en un nuevo y renovado mundo de ilustradores, hay también una carencia según Tanhnuz: “faltan buenos escritores nuevos, porque no ha habido una generación de recambio en los últimos 10 años. Son pocos y son los mismos de siempre”. Lo cierto es que la imagen y el diseño se han tomado una parte importante de este mapa. A veces, incluso, hay publicaciones en las que las ilustraciones tienen más peso que el propio texto. No hay más que contar las numerosas exposiciones y ferias donde éstas se muestran tal y como son, por ejemplo, la organizada por Plop! Galería, espacio especializado en ilustración, historieta y gráfica, que ha visto nacer a conocidos dibujantes.

Florecen nuevas editoriales
Rápidamente también surgen editoriales que echan a andar los motores y van encontrando su lugar. De hecho, el informe de la Cámara del Libro muestra que en 2015 se incorporaron por primera vez al sistema ISBN 172 nuevos agentes editores, de los cuales 124 se instalaron en la Región Metropolitana, donde se concentra el 82,55% de la producción del libro.
Anteriormente decíamos que hoy conviven sanamente los grandes sellos con extensos catálogos con pequeñas editoriales mucho más modestas pero significativas en calidad. Francisco Mouat, director de la librería Lolita y el sello homónimo, resalta esta realidad. “El día en que no haya editoriales independientes, que solo existan grandes cadenas de librerías y no las de barrio, en que solo haya economía a gran escala y no micro, estaremos muertos”.
Mouat opina que merece que nos detengamos en ciertos “cuidados” que deben tener las editoriales independientes: “lo primero, hay que ser muy conservador, cauto, medido, no caer en el entusiasmo, ser ajustado y rápido”. Lo dice por experiencia. “Es fácil engolosinarse y querer hacer más de la capacidad que se tiene. En nuestro tercer año, por ejemplo, llegamos a publicar 12 títulos y nos dimos cuenta de que esa cantidad era una salvajada para nosotros, porque, pese a que conseguimos crear un catálogo muy potente, el costo económico y humano fue demasiado alto”. A los cinco meses de constituirse, en 2010, Lolita Editores publicó su primer libro (Luna en Capricornio) con un capital realmente irrisorio. Actualmente, esta editorial tiene el modelo que quería tener: edita unos siete libros al año, con un equipo de tres editores, una diseñadora y un buen acuerdo con la misma imprenta de siempre.

De los 172 nuevos agentes editores que se incorporaron este año por primera vez al registro ISBN, más del 80% se encuentran en la Región Metropolitana

Unos referentes pioneros
Francisco Mouat afirma que “cada vez se edita más y mejor. Hay un mundo impresionante y atractivo con el que el libro electrónico no puede competir. Hay muchas editoriales que están haciendo trabajos increíbles”. Y nosotros añadimos que, sobre todo, esto ocurre en la industria del libro infantil y juvenil, ya que ellas han dado a luz páginas y páginas impresas con historias e imágenes de lo más creativas y atractivas. Les hablamos de muchas editoriales y no nos gustaría dejarnos ninguna fuera, pero en especial comentaremos acerca de dos, bien representativas y que nacieron con sudor y lágrimas, que tuvieron dificultades, pero para las que ha valido la pena todo el esfuerzo, ya que reflejan el panorama en el que el libro está siendo el mayor protagonista.
Así, Ediciones Ekaré, recientemente premiada como mejor editorial infantil de Centro y Sudamérica, por la Feria del Libro Infantil de Bolonia, es un claro ejemplo. Con más de 40 años de vida, ha atravesado por todo este proceso de transformación que está experimentando el libro en nuestro país. Una de sus fundadoras, la chilena Verónica Uribe, recuerda sus comienzos, en una reciente entrevista en la radio, cuando formaba parte del Banco del Libro de Venezuela, en 1974, constituido por un grupo de mujeres interesadas en reformularse como ciudadanas. “Eran todas voluntarias y constituían una curiosa mezcla de maestras jubiladas con jóvenes progresistas, que dio como resultado un trabajo muy original de promoción de la lectura.” Cuatro años después, junto a Carmen Diana Dearden, puso en marcha la editorial Ekaré (que significa “cuento” en el hablar de la cultura pemón), con libros para niños que dan cuenta de la realidad e identidad latinoamericana.
En 1993, Uribe volvió a Chile, donde fundó Ekaré Sur, que no es una filial de la anterior, sino una entidad autónoma (“algo que le debía a Chile”), pero con la misma plataforma de distribución. La editora reflexiona acerca de su función: “los editores tenemos la responsabilidad de responder al anhelo de los niños de descubrir y relacionarse con personajes e historias que los hagan viajar”.

“Los editores tenemos la responsabilidad de responder al anhelo de los niños de descubrir y relacionarse con personajes e historias que los hagan viajar”, dice Verónica Uribe, de Ekaré Sur

La editorial Amanuta es otro buen reflejo de lo que hoy pasa en Chile con el libro infantil. Desde 2002 publica libros para niños (y hasta para bebés), rescatando historias, personajes, mitos, leyendas, tradiciones de nuestro país y acercando nuestro legado cultural a los más pequeños. Las artífices de esta aventura son Ana María Pavez y Constanza Recart, quienes, en aquellos años, echaban de menos libros bonitos que retrataran la realidad chilena. “Habíamos visto libros buenos, coloridos, pero siempre eran de otros sitios, con las realidades de otros países”, nos cuentan. La creatividad y la identidad fueron, y siguen siendo, la gran clave de su trabajo. “Eso y que empezamos trabajando en una casa, guardando los libros en la otra, llevándolos nosotras mismas a su destino…”. Contenidos y formatos atractivos las han llevado a posicionarse y consolidarse como una de las editoriales infantiles más importantes del país, con un catálogo con más de 100 títulos de cuidada factura, que distribuyen en todo Chile.
Pero sus comienzos, como decíamos, no fueron fáciles. El mercado en que incursionaban era muy difícil de abordar, pero, como buenas emprendedoras y convencidas de su deseo, supieron darle la vuelta. “Antes, la oferta cultural en Chile era muy pobre, se pensaba que los niños no eran aptos para apreciar algo bueno, entonces no importaba lo que se les ofreciera; no había un estándar de calidad”, recuerda Ana María Pavez.
Tendemos a decir que se lee más porque hay mayor producción de libros y asequibilidad a ellos. Pero estos dos factores no siempre implican mejor nivel de lectura. “Realmente este crecimiento exponencial se explica porque cuando empezamos, no había nada, partíamos de cero, por lo que todo sumaba más”, matiza Recart.
En ese contexto cultural nació Kiwala conoce el mar, obra con la que “logramos introducir a los niños en el mundo precolombino”, nos cuenta Constanza. Fue un éxito rotundo. Al principio, la editorial que les publicaría les pedía modificar tantos aspectos, ninguno de los cuales las convencían, por lo que tomaron la decisión final: fundarían su propia editorial.
Una vez en ese escalón, más dolores de cabeza: encontrar buenos ilustradores. “Cuando empezamos, tampoco había ilustradores en Chile; solo algunos de la vieja escuela. Tuvimos que buscar estudiantes de diseño en las universidades y reclutarlos como ilustradores”, nos cuentan. De hecho, Amanuta fue un caldo de cultivo de nuevos dibujantes jóvenes como la misma Paloma Valdivia, con quien publicaron Kiwala conoce el mar, Francisco Olea, Raquel Echenique…
Se dieron cuenta del lugar donde estaban situadas cuando “un año, en un seminario en Bogotá -cuenta Ana María Pávez- notamos que la gente sabía de nosotras; por las mismas fechas fuimos a Bolonia; ahí vimos que no pasaba lo mismo”. Ante esa situación dicotómica, había que reaccionar. “Una opción era acotar nuestro producto a Chile -señala Recart- y otra, darle continuidad a la editorial”. Ya tienen un camino recorrido: en Latinoamérica son más que conocidas. El resto viene ahora: “queremos internacionalizarnos, abarcar otras realidades, abrirnos”, coinciden.

Publicado en RHUV Nº23

Constanza Mekis: “El mundo de la lectura sensibiliza todos los sentidos”


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Durante 22 años estuvo a la cabeza de uno de los proyectos más ambiciosos en el ámbito del fomento lector nacional: dotar a los establecimientos educacionales de las más atractivas colecciones infantiles y juveniles. Por sus manos han pasado cientos de libros y ha observado de cerca los cambios de la escena editorial. Conversamos con Constanza Mekis, hasta hace unos meses coordinadora de las bibliotecas escolares CRA, sobre el devenir de la edición de literatura infantil y juvenil en Chile y el amplio panorama al que se enfrentan hoy los profesionales del sector.

Por María Isabel Molina

c-mekis
Constanza Mekis, fundadora del proyecto Bibliotecas Escolares CRA del Ministerio de Educación de Chile y actual presidenta de IBBY Chile. Fotografía de Cristóbal Marambio (2014)

En su comedor hay decenas de fotografías de escritores. Todas del mismo tamaño y perfectamente enmarcadas. Con esa misma mezcla de prolijidad y regocijo, Constanza Mekis aborda los temas relacionados con el fomento lector, los cambios en la calidad de las publicaciones chilenas y las transformaciones en las prácticas de la lectura de los niños.
En su rol de coordinadora de las bibliotecas CRA (Centros de Recursos del Aprendizaje), cargo que dejó recientemente, fue una testigo privilegiada de los cambios editoriales. Conversamos sobre editores, libros, ilustración y lectores.

A muy grandes rasgos, ¿ha cambiado la edición infantil y juvenil en los últimos 15 a 20 años?
Rotundamente, sí. Ha habido un cambio sideral en cuanto a las formas de leer, al acceso del libro y a la valoración del objeto libro. En los años noventa lo que presentaban algunas editoriales en Chile eran obras clásicas, que año a año se reeditaban. Estoy pensando en autores tradicionales como Coloane, Marcela Paz, Baldomero Lillo o lo que hacían Zig-Zag o Pehuén, en ese momento. Eran colecciones muy básicas: la materialidad de las ediciones no iban a la conquista del lector, a pesar de que tenían contenidos muy interesantes. En 10 a 12 años ya se vio un gran cambio: las editoriales dijeron “aquí estamos y tenemos que hacer un cambio”, que vino aparejado de nuevos factores y nuevos actores.
Mekis distingue en ese panorama tres momentos: uno que inicia Amanuta, con sus colecciones ilustradas, otro con Pehuén, editorial ya establecida pero que hace un fuerte giro y un tercer momento, con la aparición de sellos como Hueders, Letra Capital, Grafito, Confín, Gata Gorda… “Hoy hay apuestas muy claras y precisas con respecto a posicionar el libro álbum, de darle una fuerza al cómic. Ha sido muy interesante el proceso hacia el campo patrimonial u otros géneros, como el libro más visual y existe hoy un posicionamiento más fuerte de la ilustración”.
Sin embargo, este gran desarrollo no ha sido del todo parejo. Unos campos han crecido más que otros. “Se nota la supremacía que ha tenido el campo de la ilustración versus el campo narrativo: ahí tenemos una deuda y estamos debiendo nuestra riqueza de las palabras, de las ideas”.

Al comenzar, ¿revisaban catálogos extranjeros?
Claro. Sobre todo lo proveniente desde España, con apuestas de editoriales emergentes, que conseguían derechos y hacían buenas traducciones de obras francesas o alemanas que estaban en boga y podían llegar a Chile. Vimos cómo se iba poblando de materiales de calidad y la pregunta era ¿por qué esto que llega desde fuera no hacerlo desde acá? Y hoy, a pesar de que no ha cambiado el predominio extranjero en cuanto a las colecciones, ya se puede notar cierto equilibrio.

¿Y cómo fue tu proceso como lectora cuando te encontraste con estos libros?
Fue una grata sorpresa. Uno aplaudía estos libros que sorprendían tanto en la factura de tapa dura, que no se deshojaran, como en que no eran de papel roneo sino de papel de calidad. Porque antes todo era paupérrimo: las ilustraciones eran en blanco y negro porque, claro, era muy costoso.

¿Sabían ustedes de lo importante que sería el CRA y el rol que iban a jugar en la edición?
No, no fuimos conscientes de que estábamos insuflando algo tan extraordinario alrededor. Existía la necesidad de tener un catálogo robusto en distintas áreas y poco a poco las editoriales nos fueron acompañando. Primero hubo una conciencia editorial de responder y después, desde una respuesta básica, ellos mismos, al verse beneficiados fortalecieron su propia mecánica al entregar mejores libros. Era un engranaje o máquina creativa que se fue abriendo e invirtiendo, porque a su vez hizo eco en el mundo de los ilustradores. Se creó un círculo virtuoso.

¿Se posicionan en el mundo editorial formatos o contenidos en desmedro de la diversidad?
Creo que la gracia de toda esta evolución -o revolución- del campo editorial es que nos aproximamos a una diversidad de propuestas. Pero, depende. Porque ¿cómo hoy los libros nos muestran la diversidad de la familia, por ejemplo? Ahí no está tan presente esta diversidad. Por otra parte, en un momento se dice “ah, se necesitan leyendas”, y vamos todos con la leyenda. Ahora está la locura del libro informativo. Todavía hay una reacción a lo que se necesita y no una reflexión sobre cuáles son los grandes vacíos que existen en nuestro desarrollo editorial, un estudio profundo o un análisis en cuanto a temáticas, géneros, materialidad. Nos falta mayor conciencia de lo que producimos y lo que necesitamos.

¿Cómo reaccionan los establecimientos?
Hay un tremendo desafío porque hemos visto que desde la escuela eligen lo tradicional. ¿Cómo producir ese encantamiento para que ellos se entusiasmen por algo que no conocen? ¿Qué profesores están hoy capacitados para trabajar el cómic desde sus propias disciplinas? ¿Ven la potencialidad de este u otro lenguaje o está deshabitado el profesor en cuanto a las prácticas y didácticas de estas nuevas formas de leer?

Eso nos lleva a hablar de cómo el desarrollo editorial va acompañado de la lectura…
Exactamente. Y es ahí donde uno debiese poner la mayor cantidad de inteligencia, colaboración, aportes del extranjero y de creadores nuestros para llegar al corazón de la escuela y a la red de profesores con estas nuevas formas de leer. Y, si bien es cierto, los coordinadores y encargados CRA han tenido un conocimiento, eso “no hace verano” cuando tienes un grupo de alumnos y profesores que requieren encantarse con estas temáticas y construcciones tan diversas de hoy.

“Uno debiese poner la mayor inteligencia, colaboración y aportes de nuestros creadores para
llegar al corazón de la escuela y a la red docente con estas nuevas formas
de leer ”

¿Y si ahondamos en las prácticas de la lectura?
No le podemos pedir a este ciudadano que sea lector crítico y autónomo si tenemos una familia que no cuenta todavía con las herramientas culturales; porque leer no es solo leer un libro, sino leer una obra de arte o el cine o el mundo natural; entender la música, enfrentar una fotografía o entender la visión del autor en su contexto.
No obstante, hay factores de género que se han modificado: hoy podemos ver al padre llegar a leer; antes iba directo a ver la tele. Que la mujer cuente historias a los hijos, es más tradicional, pero hoy eso también lo hace el padre y me parece interesante como transformación cultural.

¿Cuáles serán los desafíos para las editoriales?
Los sellos se han focalizado en la ficción y hay que generar una producción de no ficción. Y ahí son otras inversiones. Pero los sellos también se han dado cuenta de las necesidades del lector, en que se cruzan el campo de la ficción y no ficción de una manera natural. Hay que engarzar ambos mundos: al lector le gustan la magia, el fútbol, la cocina, pero también la poesía y lo onírico.

En el ámbito actual de la edición, se habla de la autoedición o que faltan miradas regionales.
Ahí está el gran juego de la diversidad, que sea más inclusivo y las regiones se vean fortalecidas. En los extremos de nuestro país, tanto en Punta Arenas como en el Norte, he visto ediciones interesantes. Pero debiesen existir fondos regionales para creación de editoriales en distintas zonas.

¿Cuál es tu sueño para esta sociedad lectora?
Más que nada lo que genera la lectura, que es tener conciencia del otro. Si tenemos eso en nuestro caminar es porque hemos visto, conocido y nos hemos sensibilizado con los que piensan los demás. El mundo de la lectura sensibiliza todos los sentidos, tienes opinión, fundamentación y se te abre el corazón. Sería extraordinario que esa capacidad surja desde la escuela, la familia, el campo social para tener una sociedad digna.

Publicado en RHUV Nº23

Los márgenes del libro


Warning: preg_match(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 1384

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Warning: preg_match_all(): Compilation failed: invalid range in character class at offset 4 in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 700

Warning: Invalid argument supplied for foreach() in /home/customer/www/fhuv.cl/public_html/wp-content/plugins/lightbox-plus/classes/shd.class.php on line 707

Si es inevitable la mala literatura, nada justifica un libro mal hecho

Por Ricardo Mendoza, profesor universitario, editor y diseñador de libros

Anoto reflexiones deshilachadas, asedios esporádicos al asunto que tratamos aquí. Advierto que soy un actor/espectador marginal, porque elegí vivir en la periferia del imperio. Porque no concibo la producción de libros como industria. La juzgo un oficio, una artesanía que “designa un impulso humano duradero y básico, el deseo de realizar bien una tarea, sin más”1, cuyo centro es el texto y su espacio de ejecución escrita, el libro, como un escenario de la lectura.
Tocante a las transformaciones del mundo editorial, la principal es su consolidación como “industria editorial” que emana a veces coherente, rigurosa y con calidad en ciertas áreas; otras veces, un revoltijo de obras maestras basura pseudocientífica y best-sellers del olvido.
Esto permite visualizar mejor las diferencias entre las editoriales transnacionalizadas y las pequeñas, surgidas en Santiago y en provincias. Éstas, creadas por escritores asociados a gestores o diseñadores, suelen ajustarse a un tema como poesía, novela gráfica, ciencia ficción, ensayo… Acogen la literatura creativa de su entorno y variados temas regionales. Técnica y materialmente diversificadas, pueden afrontar ediciones costosas en imprentas de alta calidad, impresiones digitales caseras o de corto tiraje, hasta propuestas “cartoneras” o experimentales.
En su mayoría personalizados, estos microeditores -editores artesanales, o alternativos, como suelen llamarnos- han proyectado a autores y temas emergentes, enriqueciendo la literatura chilena.
Quizás la intemperie no sea un mal ambiente salvo en la única gran dificultad: cómo hacer circular esos libros en los que se ha depositado tanta fe, dinero y esfuerzo; las distribuidoras masivas son una vía, no la única; los canales web son otra.
Dije “única dificultad” porque nunca ha habido tantas facilidades y herramientas para producir libros como hasta ahora. Si es inevitable la mala literatura, nada justifica un libro mal hecho. Una vez dije que “la computación nos ha devuelto el esplendor de la tipografía; son tantas nuestras ventajas que no hay ninguna disculpa para producir libros ilegibles, excepto nuestra torpeza, nuestra pereza o pobre talento”. Liberados de la extenuante y lenta labor del “tipo alzado” y el diseño manual, es nuestro deber entregar libros eficaces para reunir al texto con sus lectores.
Y aunque el costo es alto, el financiamiento se ha expandido; más allá de las discusiones sobre su uso político, los fondos concursables han sido de los factores que más han incidido en la producción de libros y proliferación de microeditoriales.

“Nunca ha habido tantas facilidades y herramientas para producir libros como hasta ahora”

Una palabra acerca del iva: solo es relevante porque afecta a un producto cuyo circuito eleva el precio varias veces por encima del costo base. Y ese costo es más alto en un tiraje microeditorial, limitado a 500 o 1.000 ejemplares. Y dos palabras para el libro electrónico.2 La primera, cuando apareció, algunos vaticinaron su muerte: el libro impreso en papel, pese a su milenario prestigio, sería aniquilado por la novedad, la liviandad, la funcionalidad del ebook. Nada de ello ocurrió. Siempre sostuve que el precio sería bajo solo hasta su instalación, y creo que así ha sido: baratas son las ediciones electrónicas de clásicos y libres de derechos, las demás tienden a acercarse al valor de un libro de papel. En rigor, ¿por qué pagar por todo? Hay gigantescos repositorios como Project Gutenberg3, que ofrece más de 50.000 libros libres en Txt, Doc, Epub, Pdf, Html. La segunda, sus herramientas de diseño todavía son básicas, las tipografías insuficientes, los formatos toscos y limitantes las máquinas.
Así como creo que el libro en papel no desaparecerá, también creo que el ebook está en su prehistoria.

1 Richard Sennett, El Artesano, Anagrama, 2009.

2 Hablo de epub, mobi o azw, por ejemplo, o de hipertextos (cuyo texto es elástico y fluye adaptándose a soportes y resoluciones cambiantes), no de versiones electrónicas estáticas de un libro usualmente diseñado para papel, como el pdf.

3 Project Gutenberg (www.gutenberg.org) advierte sobre las malas consecuencias que podría tener sobre nuestra materia el Tratado Transpacífico (TPP), que debería ser conocido por todos nosotros.

r-mendoza-columna copia
Ricardo Mendoza Rademacher (1954), es profesor de Estado en Artes Plásticas (U. de Chile) y escritor. Enseñó Dibujo, Historia del Arte y Apreciación Artística en el Instituto de Artes Plásticas de la Universidad Austral de Chile de Valdivia, entre 1977 y 1982. Hasta 1995 fue diseñador gráfico independiente.
En 1985 inició actividades como editor y diseñador de libros, bajo el sello propio de Ediciones Kultrún. A la fecha, ha publicado más de 200 títulos de poesía, cuento, novela, fotografía, investigación cultural y ciencias, todos ellos pertenecientes a escritores, artistas e investigadores de la zona sur de Chile.
En 1995 se incorporó a la Dirección de Bibliotecas, Archivos y Museos (DIBAM / MINEDUC) como Director del Museo de Sitio Castillo de Niebla, en cuya función, amén de actividades administrativas, ha participado como investigador iconográfico y documental en proyectos museográficos; se ha involucrado activamente en temas patrimoniales regionales.
Ha publicado los libros Con palabras (poesía, edición personal, 1983), Escenas de la vida del bufón Íñigo Mendoza (poesía, publicación del Concurso Luis Oyarzún, Edición del Gobierno Regional de los Lagos, 2003), Los deseos consumidos (poesía, Ediciones Kultrún, 2005); y numerosos artículos, crónicas, reseñas críticas y presentaciones de libros.

Publicado en RHUV Nº23